De la CNMH a un artículo

El Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH), respecto a la nota “No hay paramilitares en la escritura del Museo de la Memoria Darío Acevedo”, publicada en la sección Colombia+20 del diario El observador el 4 de junio, se puede aclarar lo siguiente:

En primer lugar, el documento “Caracterización del plan y guión museológico del Museo de la Memoria de las Víctimas y Archivo de los Derechos Humanos de Colombia (MMVADH)” es el resultado de un largo proceso de discusiones, análisis, ajustes y actividades. , encuentros con organizaciones de la sociedad civil, Academias, cooperación internacional, líderes y organizaciones de víctimas, funcionarios y directivos del organismo que lo construyeron a través de diversas modalidades.

Para su validación final, el documento pasó por los niveles de decisión previstos en la normativa a la que se sujeta el establecimiento, es decir, fue aprobado por la Dirección Técnica del Museo de la Memoria, la Dirección General, la Dirección Institucional y Comité de Desempeño y el Consejo de Vigilancia.

Sus 56 páginas están divididas en varias secciones que le dan un sentido integral. El texto carece de la pretensión de finalidad, cierre y dogmática; por el contrario, y esto se expresa claramente, está sujeto a adaptaciones derivadas de las experiencias museísticas y del trabajo con las víctimas con las que estará en contacto durante su larga existencia.

En cuanto al título de la nota, queremos aclarar que no es cierto que se esté negando la existencia del fenómeno paramilitar. Este es un tema al que la CNMH ha respondido ampliamente desde una de sus direcciones técnicas: los Acuerdos de Verdad. Este equipo ha recopilado más de 14.000 testimonios de contribución a la verdad y ha publicado 11 informes que abarcan cerca de 39 estructuras paramilitares. A continuación, lea un pasaje que no deja dudas sobre la necesidad del museo cuando se trata de quienes causaron una gran tragedia:

Identificación de los actores responsables de crímenes de guerra y crímenes de lesa humanidad: Para hacer realidad el derecho a la verdad, el MMVADH debe tener en sus exposiciones y en sus salas, además de su epicentro, a las múltiples y diversas víctimas del CAI aclarar quiénes son los responsables de los actos de violencia, crímenes de guerra o crímenes de lesa humanidad cometidos por los distintos actores armados: desde grupos armados organizados al margen de la ley (guerrillas, paramilitares, autodefensas, etc.) hasta agentes del Estado o de la autoridad pública involucrada en este tipo de delitos fueron cometidos contra la población civil o sus rivales armados.

See also  Román Rodríguez destaca el éxito de Stembach, un liceo que ya ha graduado a casi 750 alumnos, más de la mitad de ellos mujeres

Los mensajes del MMVADH deben ser claros en cuanto a qué grupos estaban actuando ilegalmente, ya sea atacando al Estado y al orden existente o supuestamente usando métodos criminales para defenderlo. También debe quedar claro cuando algunas unidades o miembros de las fuerzas militares y policiales encargados de defender la Constitución y las leyes han cometido delitos graves contra la población civil o sus rivales armados y han sido condenados en los tribunales¹.

Al mismo tiempo se pregunta si habrá un guión final o no. Ante la dificultad de presentar en una sola exposición la inmensa diversidad y complejidad que encierra el conflicto armado -épocas, cambios, fenómenos, protagonistas, regiones, hechos- y las muy diversas categorías de víctimas y daños causados, concluimos en este contexto: El museo ha tenido que celebrar exposiciones de diversa índole y ampliaciones a lo largo de su existencia. Su trasfondo es el conflicto armado, los trágicos hechos, la Ley 1448 con su respectiva prórroga y el Decreto 4803 de 2011, cada una de estas experiencias tendrá el guion correspondiente.

En cuanto a la consulta y participación en el trabajo del Museo de las Víctimas, los equipos y directivos del CNMH se comprometen a establecer la metodología y las acciones que se llevarán a cabo para concretar los proyectos expositivos en los planes de trabajo anuales.

Asimismo, las páginas oficiales de la CNMH brindan información actualizada semanalmente sobre el estado de la construcción física del museo. Cabe aclarar que según un convenio firmado por Gonzalo Sánchez con la Agencia Nacional de Bienes Raíces (ANIM) Virgilio Barco en diciembre de 2017, la ANIM es la CNMH encargada de gestionar el proceso de construcción. A pesar del retraso actual, el museo está programado para abrir a finales de este año. La CNMH se enorgullece de haber patrocinado el inicio de la construcción cuando el país enfrentó la paralización de muchas actividades debido a la pandemia de COVID-19, y de haber logrado avances significativos hasta la fecha.

En un punto del memorándum se cita como falencia que el museo se haya comprometido a contar hechos y se sugiere que se haya abandonado la tarea de investigar el conflicto armado. Por nuestra parte se puede decir que el esclarecimiento científico del conflicto es una tarea que excede las capacidades del CNMH y en particular del museo. Esta responsabilidad recae en el mundo de los investigadores en ciencias sociales y humanidades; No obstante, el museo ofrece sus salas para la presentación de los resultados. Asimismo, la CNMH firmó un convenio con el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Investigación a través del cual se realizarán 21 investigaciones relacionadas con el conflicto armado y la conmemoración de las víctimas. En cuanto a la presentación de los hechos, es la Ley 1448 y el Decreto 4803 los que señalan el camino a seguir:

See also  La Vuelta al Mundo y el Concurso Apolo, Logros Escolares de los Hermanos Sánchez | Ceuta Televisión | Noticias Ceuta

ARTÍCULO 148. FUNCIONES DEL CENTRO HISTÓRICO CONMEMORATIVO. Son funciones generales del Centro de Memoria Histórica, sin perjuicio de las previstas en el decreto que establece su estructura y funcionamiento: el diseño, creación y gestión de un museo de la memoria destinado a valorizar la memoria colectiva de los hechos que se desarrollan en historia reciente para reforzar la violencia en Colombia (Ley 1448 de 2011, énfasis nuestro).

ARTÍCULO 5. Funciones del Centro Histórico Conmemorativo. Además de las funciones señaladas en la Ley 1448 de 2011 y el Decreto Legislativo 2244 de 2011, el Centro de Memoria Histórica también realizará las siguientes: 1. Diseño, creación y gestión de un Museo de la Memoria orientado a potenciar la memoria colectiva de los hechos. que se dio en la historia reciente de violencia en Colombia para aunar los esfuerzos del sector privado, la sociedad civil, la cooperación internacional y el Estado (Decreto 4803 de 2011).

El museo pondrá a disposición de los usuarios e investigadores a través de su centro de documentación todos los productos publicados durante su existencia, pero es claro que como organismo oficial no asumirá una posición interpretativa sobre el conflicto armado. Lo que expresan las víctimas, representado en las exposiciones, será la versión de su historia conservada en muy diferentes formatos y exhibida tal como se recibe.

En definitiva, para la CNMH, el documento sobre el guión y plan museológico es ante todo un texto abierto, que por supuesto permite modificaciones, ajustes y correcciones, de acuerdo con que aún queda un largo camino por recorrer y el universo de víctimas, que necesitan ser contactadas y escuchadas es muy numerosa y variada.

No nos consideramos una autoridad para hablar de temas tan delicados y delicados frente a los cuales el Estado -ni un grupo, ni un equipo- pretende adelantar una tarea de defensa simbólica de los daños sufridos por millones de personas y familias.

See also  'Nueva normalidad': Según la OMS, ¿cuáles son las cinco cosas que los países deben sostener frente al COVID?

La actual dirección de la CNMH entiende que la entidad es la suma de todas sus experiencias, que todos los productos y logros deben circular sin vetos ni censuras, que nadie más que el Congreso de la República tiene la facultad de cambiar las normas en lo que se refiere a la administración del centro o del museo. En la CNMH hemos mostrado respeto por los productos que no se pueden suprimir ni desconocer, independientemente de lo que pensemos de ellos. Por eso, por ejemplo, reproducimos y distribuimos muchos textos descatalogados en eventos públicos y en la red de la Biblioteca Nacional, hemos publicado once textos sobre el fenómeno paramilitar y tenemos otros diez (10) en camino, algunos de ellos comenzaron bajo la administración anterior.

Ante estas y otras inquietudes y opiniones críticas, hacemos un llamado a un debate respetuoso, riguroso y sin sesgos, que requiere en primer lugar una lectura detenida del documento. También lo invitamos a conocer nuestros informes de estado, en los cuales damos cuenta del cumplimiento de las obligaciones y metas hacia el estado, el gobierno y las víctimas. Todo esto es el resultado del intenso y arduo trabajo de decenas de contratistas y colaboradores que trabajan con pasión, vocación y sentido de responsabilidad, siguiendo la sagrada misión encomendada a la empresa.

¹CNMH. (2022). “Caracterización del plano y guión museológico del Museo de la Memoria de las Víctimas y Archivo de los Derechos Humanos de Colombia (MMVADH)”, pág. 39. Centro Nacional de la Memoria Histórica.

Envía tus cartas a [email protected]

Leave a Comment